Odontopediatría

La odontopediatría es la rama de la odontología encargada del tratamiento de la dentición temporal o mixta de los niños. Será la encargada de explorar y tratar a niños y bebés.

¿Por qué es tan importante?

Es importante que los padres cuiden los dientes de los hijos desde la aparición de su primer diente, y que visite clínicas especializadas como la nuestra para asegurar un correcto desarrollo de la salud bucodental de los más pequeños.

Así pues, en la odontopediatría se realiza el tratamiento de las diversas anomalías dentales ya sean caries, o bien, diferentes patologías de las encías. El odontopediatra puede detectar anomalías dentales o en la posición de los maxilares, y de este modo derivar al niño al ortodoncista para realizar el tratamiento adecuado. También ayuda a que el niño se habitúe a mantener una correcta higiene de la dentición temporal, para evitar problemas futuros en la dentición definitiva.

“Odontopediatría vs Odontología clásica”

La principal diferencia entre la odontología clásica y la odontopediatría hace referencia principalmente a la edad de los pacientes siendo adultos y niños en cada caso. Por otra parte, en el tratamiento de las caries en presencia de dientes temporales o de leche, existen diferencias considerables en comparación con los adultos, por tanto los tratamientos también lo son. Las lesiones producidas en dientes temporales se tratarán de una forma menos conservadora y más agresiva debido a la temporalidad de los mismos.

El trato y la manera de aplicar los posibles tratamientos se adaptan a la conducta y edad de cada niño, procurando que la visita al dentista sea lo más divertida posible.

Cabe mencionar también que se recomienda realizar la primera visita cuando se cumple el primer año de vida, en el caso de no existir ninguna complicación se realiza una visita de control cada año. A partir de los 5 años, hasta que se acaben los repuestos de los dientes de leche, se recomienda realizar una revisión cada 6 meses.

Beneficios de la odontopediatría

Algunos de los beneficios que podemos obtener de una visita al odontopediatra:

  • Pautas y consejos para la higiene bucal adaptadas a las características y necesidades de cada niño.
  • Una buena salud bucal desde sus primeros años de vida repercutirá en nuestra salud a largo plazo.
  • Prevenir y curar las caries a tiempo es fundamental para el correcto desarrollo dental de los más pequeños.
  • Los dientes de leche conforman el espacio que tendrán los dientes definitivos.
  • Permite encaminar y establecer posibles futuros tratamientos bucodentales, así como tratamientos de ortodoncia o de rehabilitación.